jueves, 26 de marzo de 2015

"SE ME HACE BOLA", un libro muy recomendable sobre alimentación infantil

Hoy en la sección infantil APRENDIENDO A DISFRUTAR os recomiendo una lectura muy interesante, para todos los padres o aquellos que tengáis niños a vuestro cuidado.

 

Después de leer SE ME HACE BOLA de Julio Basulto, como madre, me siento mucho más tranquila y relajada respecto a la alimentación de mis hijos.
 
Pues resulta que no es tan complicado:
 
Dar ejemplo y tener alimentos sanos a mano, es el único "método" con base científica para conseguir que los niños acaben alimentándose de forma saludable.

Aunque ahora aborrezca las judías verdes o se niegue a probar el brócoli... ¡NO PASA NADA!

Nuestra misión es la de ofrecerles alimentos saludables y permitir que coman cuando y cuanto quieran. Así de simple.

En la misma línea del famoso libro de Carlos González "Mi niño no me come", Basulto insiste en que bajo ningún concepto, nunca debemos forzar a los niños a comer.

Hay que respetar el apetito de los niños, que suele ser errático e impredecible.

Debemos confiar en la capacidad de autorregulación de los niños y simplemente poner a su alcance alimentos variados y equilibrados.
 
Porque realmente no es que una buena dieta les dé salud, sino que una mala dieta "quita" salud.
 
Y es tan sencillo como:

- Comer más alimentos de origen vegetal: frutas, verduras, hortalizas, legumbres, frutos secos, cereales (pan, pasta, arroz... preferiblemente integrales).

- Reducir el consumo de alimentos de origen animal: carnes y derivados, pescados, huevos y lácteos.

- Tomar poquísimos alimentos superfluos.
 
¿Y QUÉ SON LOS ALIMENTOS SUPERFLUOS?
 
Son alimentos ricos en calorías vacías, es decir, aportan gran cantidad de energía pero poco o ningún nutriente.
 
LA LISTA BASULTO: alimentos a evitar
  • Aperitivos y snacks salados: patatas fritas de bolsa, ganchitos, palomitas...
  • Bollería industrial: bizcochos, croissants, magdalenas, palmeritas...
  • Helados
  • Caramelos, chucherías, gominolas
  • Cereales de desayuno (azucaradísimos)
  • Chocolatinas y cremas de cacao: nocilla, nutella...
  • Galletas
  • Natillas, flanes, copas de chocolate/nata y postres lácteos muy azucarados
  • Refrescos y zumos
  • Y un largo etcétera, pues cada vez ocupan más espacio en los lineales del supermercado.


Ir a la compra y no meter en el carro alguno de estos productos requiere mucha fuerza de voluntad.
 
Vivimos absolutamente rodeados de alimentos superfluos hipercalóricos y bombardeados por su publicidad. 
 
Y así vamos, con un aumento alarmante de la obesidad infantil en España.
 
El autor ofrece una estrategia muy fácil de aplicar: NO OFRECER, NO NEGAR.

No ofrecer este tipo de alimentos a los niños, procurando no comprarlos ni tenerlos en casa.

Tampoco negar, pues aumentaríamos el deseo. No hay problema por hacer un consumo ocasional.

Es decir, más que obsesionarnos en que todos los días coma fruta, deberíamos tratar de evitar los alimentos superfluos.

Si queremos que nuestros hijos sigan hábitos saludables, tenemos que ser modelo. No sólo debemos ofrecerles una dieta sana, sino sobre todo seguirla.

Los niños aprenden por imitación. Intentemos dar menos sermones y practicar más lo que predicamos, igual que hace la "Familia Perejil".

http://www.sumergeteydisfruta.com/2014/05/la-familia-perezgil-nos-ensena.html

Por tanto, si tú ya te alimentas saludablemente, puedes estar tranquil@, porque así lo harán tus hijos a medio-largo plazo.

Además de recomendaros el libro "Se me hace bola", os invito a escuchar esta  CONFERENCIA de Julio Basulto SOBRE ALIMENTACIÓN SALUDABLE INFANTIL, que tuvo lugar en la Universidad Miguel Hernández de Elche (mi cuidad natal) el pasado mes de febrero. No tiene desperdicio.
 




Yo no pude asistir, pero me empapé la conferencia entera en este video. Es interesantísima y muy amena.

En ella Basulto expone con gran claridad y sentido del humor, sus 10 mandamientos respecto a la alimentación infantil:

1. Amarás la seguridad de tu hijo sobre todas las cosas.

Si comparamos el efecto terrible que tienen los descuidos de los adultos sobre la salud infantil, el efecto de la nutrición es inapreciable.

Es decir, lo más importante es que prestemos toda nuestra atención en evitar accidentes domésticos, que son la primera causa de muerte en menores de 14 años.

2. No tomarás el nombre de la lactancia en vano.

Basulto es un firme defensor de la lactancia materna, a demanda, como alimento exclusivo hasta los seis meses, y hasta los dos años o más, mientras el niño y la madre quieran.

3. Santificarás el predicar con el ejemplo y comer en familia.

- Disminuye tu ingesta de alimentos malsanos
- Prioriza el consumo de alimentos saludables
- No fumes
- Realiza ejercicio físico
- COME EN FAMILIA:

Compartir 3 o más comidas en familia por semana reduce las posibilidades de que los niños sufran aumento de peso (en un 12%), tomen alimentos malsanos (en un 20%) y padezcan trastornos de alimentación (en un 35%).

El buen ejemplo se contagia como los bostezos.

4. Honrarás a tu pareja.

El buen ambiente en el hogar facilita la salud y el bienestar de los niños.

5. No usarás la violencia, nunca.

Los ambientes negativos en la mesa se asocian a una dieta insana que puede persistir en la edad adulta.

6. No cometerás actos impuros: prohibir, obligar o coaccionar.

Se obtiene el efecto contrario. No podemos pretender obligar a un niño a comer bien, es un contrasentido.

7. No robarás el apetito de tu hijo, y menos aún con productos malsanos.

No insistir al niño para que coma.
Ni restringir el acceso del niño a determinados alimentos.
Pues conduce a aversiones, excesivo interés por determinados alimentos y afecta a la capacidad del niño para autorregularse.

Confiarás en el apetito de tu hijo. Respetar las necesidades de hambre y saciedad del niño.

Vaciarás tus armarios de comida malsana.

8. No dirás falsos testimonios ni mentirás.

Por ejemplo, no le digas: Si no comes, no crecerás.

9. No consentirás pensamientos ni deseos impuros: PUBLICIDAD.

Enseñar a los niños a apagar la televisión y a ser crítico con lo que ven. Explicarles que la publicidad miente.

10. No codiciarás la alimentación del prójimo.

Pues lo habitual es que no sea muy adecuada.


Estos 10 mandamientos se resumen en:

SIEMPRE Y CUANDO LE OFREZCAMOS COMIDA SANA, PERMITE QUE LOS NIÑOS AUTO-REGULEN LAS CALORÍAS QUE TOMAN. No forzar a acabarse las comidas si no tienen hambre.

En la alimentación infantil LA AUSENCIA DE DEFECTOS ES UNA VIRTUD.

Por tanto, relájate y disfruta ;)

http://www.sumergeteydisfruta.com/p/ninos.html

La familia Perejil ya está aplicando todas estas recomendaciones.

Te interesa seguirles de cerca, suscríbete al blog:


http://eepurl.com/NWwA1
 

3 comentarios:

Julio Basulto dijo...

Muchísimas gracias por esta maravillosa reseña. La he incorporado en mi página web, encantado: http://juliobasulto.com/nueva/se-me-hace-bola
Un abrazo,
Julio Basulto

Anónimo dijo...

Hola Mamá Pérez Gil. La conferencia interesantisima y muy amena. Si viene por Murcia lo iremos a ver. Yo he comprado que de lo q no ven en casa raramente piden. No he comprado nunca bollería industrial, chuches ni gusanitos a mi Níkola de 2 años y medio. Como no esta acostumbrado no los reclama lo cual es un alivio. . Espero conseguir que siga asi una temporada más. Cuando llegue el cole ya será mas difícil. Animo a todos los padres y a hacerlo lo mejor que se pueda ;).
Un abrazo.
Vera

Rosario Martinez Cañizares dijo...

Jeje vaya personaje...muy interesante la conferencia. Y muy bien por resumirla un poco en el blog para los que no la vean entera. Un beso